Publicado .

Además de sus actividades turísticas y solidarias, el Hôtel Solidaire Mangily ofrece espacios adecuados para conocer a nuevos amigos o disfrutar de una agradable estancia en familia durante las vacaciones.

Justo en la entrada, hay un salón de uso común bien ventilado y con conexión wifi siempre disponible, con sillas originales y confortables. También hay juegos de mesa como el dominó, el Monopoli, las damas o el póquer.
Para quienes prefieren la lectura se ha dispuesto un estante con libros justo al lado. Pisar la arena fina y suave recuerda a los huéspedes que la playa no está lejos. Una televisión con varios canales locales e internacionales y degustaciones de los productos de la zona acompañarán a los visitantes durante los momentos de ocio.

Y para refrescarse del calor tropical el hotel cuenta con una magnífica piscina, bien cuidada y accesible para los niños. Alrededor de ella hay un pequeño bar, mesas de comer y hamacas para satisfacer las preferencias de los clientes.

¡Los deportistas tampoco se sentirán decepcionados! En estrecha colaboración con la ONG Bel Avenir, las infraestructuras deportivas del Centro de Educación Medioambiental Mangily Forêt están a disposición de los clientes del hotel: hay canchas de voleibol, baloncesto y un campo de fútbol. La superficie plana permite incluso jugar a la petanca. También hay un espacio destinado a los juegos infantiles con columpios y toboganes para que los niños se diviertan.

No hay que olvidar que el 100% de los beneficios del Hôtel Solidaire Mangily se dona a los proyectos educativos de la ONG Bel Avenir. ¡Serán unas vacaciones muy provechosas!

¡En el Hôtel Solidaire Mangily disfrutaréis de una estancia divertida y solidaria!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.